Una alarma puede resolver nuestra mayor preocupación

Más del 80% de los españoles declaran que el principal temor ante la existencia de cualquier robo, es encontrarse en su domicilio cuando se produzca. Esta preocupación está por encima de cualquier destrozo o incluso de la pérdida de objetos de valor o dinero. Un temor que aumenta en las grandes ciudades como Madrid, Barcelona, San Sebastián… donde se producen diariamente robos evitables con una alarma de hogar.

Alarma resuelve mayor preocupación

De hecho, existen estadísticas serias que hablan de una de las principales consecuencias como es el estrés postraumático en personas que han sufrido este tipo de episodio. Algo que también se ha podido comprobar tras realizar un estudio en percepción de seguridad por las empresas de seguridad más importantes del país. Y es que la inseguridad en el hogar puede desequilibrar la paz de cualquier familia. Estos son los datos más precisos y conclusiones que se han podido sacar de dicho estudio:

  • Algo más del 50% manifestaba preocupación por la pérdida de objetos personales de valor sentimental y recuerdos irrecuperables.
  • Sin embargo, el 84% de los españoles siente preocupación ante una intrusión mientras su familia se encuentre dentro de la vivienda Algo que es solventable con una alarma para casa.
  • Menos de un 15% sentía preocupación por la pérdida de joyas, dinero y otros objetos materiales de valor económico.

Esto pone de relieve una cosa en la que no muchas veces se piensa cuando hablamos de contratar una alarma. Y es que realmente no contratamos una alarma, sino seguridad. Mucha gente tiene la idea de que estos sistemas sólo sirven para evitar que nos roben bienes materiales cuando, en realidad, el mayor beneficio que nos dan los sistemas de seguridad es protegernos a nosotros y nuestra familia.

En el estudio también se han recopilado datos sobre las medidas de seguridad que se utilizan en los hogares españoles. Destacando que la medida de seguridad más popular se limita a la instalación de puertas blindadas o instalación de rejas y que tan solo un 20% de familias cuenta con alguno de los sistemas de seguridad o alarmas. Por lo cual se puede mencionar que en la mayoría de casos existen medidas de seguridad insuficientes de cara al robo.

Cómo nos afecta un robo

Recientes estudios de la Universidad de Cambridge advierten los efectos psicológicos que se producen en un porcentaje elevado en víctimas de atracos manifestando temores y desconfianza excesiva. Un estado que puede prolongarse durante un largo periodo de tiempo en la víctima. Sin olvidar los demás síntomas asociados al trastorno por Estrés Postraumático como pueden ser insomnio, pérdida de libertad y autonomía, así como incapacidad para relacionarse con otros, desarrollándose manías sociales difíciles de tratar.

Cómo eliminar las secuelas después de un robo

La gravedad de los robos normalmente se mide por el coste de los daños causados sin tener en cuenta los trastornos psicológicos que hemos mencionado. No hay que olvidar que un robo es, ante todo, una situación violenta en la que puede llegar a peligrar incluso la vida. Algo difícil de olvidar y que puede generar distintos sentimientos y pensamientos traumáticos posteriormente en la víctima. Implicando sensación de culpabilidad y temor a que el agresor vuelva a repetir el robo.

La importancia de las alarmas en casa

La principal solución ante esto además de dejarse aconsejar por un psicólogo, es invertir en un buen sistema de seguridad que le haga volver a recupera la seguridad poco a poco además de proteger su hogar ante posibles robos futuros.

La entrada Una alarma puede resolver nuestra mayor preocupación aparece primero en alarmadoo (es).

Anuncios